Centro de Conciliación, Arbitraje y Amigable Composición


El Centro de Conciliación, Arbitraje y Amigable composición está al servicio de las entidades, instituciones y comunidad en general; con el propósito de contribuir a la solución de diferencias de carácter particular, mediante la aplicación de la conciliación.

La función principal del Centro es promover alternativas para arreglar las controversias que de acuerdo a la ley puedan ser resueltas a través de mecanismo como la conciliación, impulsando su constitución y velando por el normal desarrollo y su adecuado funcionamiento, sometido por voluntad de las partes.

Los procesos se adelantarán cuando una de las partes desee adelantar una diligencia, y para ello se debe dirigir por escrito a través de un formato establecido al Centro de Conciliación, Arbitraje y Amigable Composición, solicitando la intervención del mismo para lograr un acuerdo extrajudicial frente a una determinada diferencia. Así mismo se debe hacer el pago del servicio en la Cámara de Comercio, que corresponde a gastos de administración y honorarios del conciliador. Por supuesto que la petición puede ser presentada conjuntamente por las partes o representantes de las mismas, facultados para tal fin.

Luego de que el director del Centro reciba la solicitud con el respectivo pago, de acuerdo a las tarifas establecidas que se harán sobre la cuantía de las pretensiones del conflicto, éste designará el abogado conciliador de las lista de conciliadores existente, para luego citar a las partes mediante una comunicación que será enviada a la dirección registrada en la petición, con la hora, fecha y lugar de la audiencia de conciliación.

Finalmente, la conciliación puede ser concluida si las partes no llegan a un acuerdo, o en el caso que se logre se generará un acta que contenga el acuerdo final que será archivada en el Centro de acuerdo a lo estipulado por la ley.